prestamos personales por internet

No existe medida más esencial a la hora de comparar productos financieros que la TAE. Y un ejemplo de la importancia de este indicador son los préstamos con garantía personal, en los que debemos ir con ojo para no confundir conceptos como TIN, TAE, intereses o comisiones. Por ello, es esencial tener unos conocimientos básicos sobre los préstamos personales online. Y es que mejor prevenir que curar, porque ningún producto financiero debe ser tomado a la ligera. Es nuestro dinero el que está en juego y deberemos ir con cuidado, por muy cómodamente que podamos realizar las gestiones desde nuestra casa.

TAE vs TIN; la gran lucha en los créditos

En general no hemos tenido una formación específicamente financiera y nuestros conocimientos en el sector son limitados. Por ello, a veces conviene prestar atención a ciertos aspectos básicos para evitar tomar una mala decisión la hora de elegir entre tantos préstamos personales online.

Uno de los indicadores más importantes del sector es la TAE. La tasa anual equivalente es generalmente el valor del que deberemos estar más atentos a la hora de averiguar los costes de los productos financieros. Lo más importante es que no la confundamos con el tipo de interés nominal (TIN), ya que este no incluye comisiones adicionales que la entidad financiera pueda incluir en el contrato.

¿Qué nos indica la TAE en los préstamos personales?

La TAE es básicamente la cantidad de dinero total que nos costará disponer de cierto dinero. Este interés se suele ir devolviendo en mensualidades junto al importe solicitado. Según datos del Banco de España, la TAE media de los préstamos personales se situó en 8,12 % en el barómetro de diciembre de 2017, aunque puede variar entre el 5 y el 15 % según la empresa.

Para el óptimo entendimiento, nada es más ilustrativo que un ejemplo. Si pedimos 10.000 euros a devolver mensualmente en cuatro años, con un TAE de 10 % y sin comisiones adicionales, al final del período habremos devuelto 11.000 euros (el importe más los intereses). Así de sencillo. Cada mes deberemos abonar una cifra de 229,16 euros. Pero mejor verlo con ejemplos reales, para lo que el mercado puede ayudarnos.

El sector financiero está tan explotado que los prestamistas tienen que rebajar su tipo de interés con tal de atraer una mayor cantidad de clientela. Aquí mostramos las mejores ofertas de préstamos personales online del mercado actual, ordenadas por coste:

Prestamista Importe Intereses Condiciones Me interesa
Préstamos naranja ING Direct Entre 6.000 € y 60.000 € Desde el 6,11 % TAE
  • Sin domiciliar cuenta
  • Respuesta rápida
  • Sin comisiones
Préstamo personal de Cetelem  Entre 3.000 € y 50.000 € Desde el 6,12 % TAE
  • Sin comisiones
  • Sin cambiar de banco
  • Sin vinculaciones
 Préstamo plan BigBank Entre 1.000 € y 15.000 € Desde el 7,04 % TAE
  • 3 % en comisión de apertura
  • Sin cambiar de banco
Solicitar

Con cualquiera de estos créditos personales, podremos estar seguros de que pagamos unos intereses inferiores a la media del mercado, antes mencionada. Aun así, deberemos reembolsar las cuotas mensuales puntualmente si no queremos que nos cobren intereses de demora.

Cuando la TAE no es un buen indicativo; los minicréditos

La idoneidad de la TAE para calcular el coste de los productos financieros suele depender del período en que se alargue la deuda. En préstamos personales online cuya duración supere el año podemos usar sin problemas la tasa anual equivalente.

Pero en el caso de los minicréditos, muy útiles para ciertas situaciones, no es recomendable. El motivo es que, como su propio nombre indica, la TAE es anual. Por lo que en créditos con plazos de reembolso de uno o dos meses nos puede llegar a salir una TAE de cuatro cifras, ante la que no debemos alarmarnos. Es completamente normal, ya que el interés de los minipréstamos suele calcularse por día, dato en el que sí debemos poner el foco cuando comparemos.


Autor: Óscar Tejedor


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o el ADSL más barato. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín


(1) comentario

  1. Diego

    Respecto la TAE de los minicréditos, no estoy de acuerdo con el consejo de no tomar la referencia de sus cuatro cifras.
    Los minicréditos no están regulados en ninguna ley, excepto como préstamos personales al consumo, por ello, el interés debe estar reflejado en términos anuales, al igual que su TAE, (ambos tendrán 4 ó 5 cifras), y no en término diario, (1 ó 2 cifras, con decimales), ya que la cifra de interés diario lleva a engaño a quien lo percibe como un interés normal para préstamos, en comparación con las cifras de interés anual de otros préstamos.
    Éstos créditos, carecen de gastos de estudio, apertura, y ningún otro gasto o comisión.
    Ante impagados o retrasos, las comisiones de reclamación, (que no obedecen a gastos de reclamación, y se configuran como una sanción a añadir a los intereses de demora), y el interés de demora, similar o bastante superior, al interés remuneratorio siguen suponiendo un abuso por sanciones excesivas.
    Los conceptos de precio al préstamo, variados, vienen a fijar un interés remuneratorio, reflejado en la TAE, del producto.
    Son habitualmente, préstamos usureros indiscutibles, con cláusulas abusivas respecto algunas condiciones generales.
    En mi opinión personal, un negocio muy lucrativo, que pretende conseguir un muy alto beneficio, al prestar pequeñas cantidades de dinero, por tiempos muy cortos, ya sea en un sólo plazo o varios, que conllevan cuantiosas sanciones a las demoras, aún en cortos de tiempo muy breves, o a los impagos, que provocan que la deuda se multiplique a valores de más del triple de lo prestado, hecho que dificulta la resolución total del contrato, y provoca dificultades serias a quien pretende cumplir……
    Además los prestamistas, rara vez acuden a los tribunales para reclamar la deuda, pese a informar lo primero a los ficheros de morosidad, de la misma…… Lo que acaban haciendo, es vender a un tercero los créditos impagados, total o parcialmente, quienes reclaman el monto total, dificultando el acceso a la totalidad de datos generados por el crédito…….

Si vas a hacer una pregunta dirígete al Foro Financiero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.