Encuentra la hipoteca variable más atractiva
#1

Interés

E + 1,49 %

Cuota

396,75 €

Vinculación

0 productos

#2

Interés

E + 0,99 %

Cuota

371,69 €

Vinculación

1 producto

#3

Interés

E + 0,89 %

Cuota

366,53 €

Vinculación

3 productos

#4

Interés

E + 0,99 %

Cuota

371,69 €

Vinculación

1 producto

#5

Interés

E + 0,79 %

Cuota

362,49 €

Vinculación

6 productos

#6

Interés

E + 0,99 %

Cuota

371,69 €

Vinculación

3 productos

¿Quieres saber cuáles son las mejores ofertas? Entra en nuestro ranking de hipotecas.

 

Elige tu hipoteca con la ayuda de un profesional

Recibe más ofertas, con mejores condiciones y sin compromiso

Empezar

Encuentra la mejor hipoteca variable

Calculadora de hipotecas variables: ¿cuánto pagarás?

Si ya te has decidido por una hipoteca variable y quieres saber cuánto pagarás cada mes, puedes usar la calculadora de cuota gratuita de HelpMyCash.com. Esta herramienta te permitirá conocer tu cuota mensual introduciendo el importe, el plazo y el interés de la hipoteca.

Antes de usarla, eso sí, recuerda que el interés de las hipotecas variables se calcula sumando el euríbor más el diferencial. Por lo tanto, es recomendable que simules las cuotas con varios valores de euríbor diferentes para ver si, en caso de que este subiera mucho, podrías seguir pagando tu hipoteca variable sin utilizar más del 35% de tus ingresos netos (el máximo recomendado por el Banco de España).

Simula tu hipoteca
años
Cuota mensual /mes

¿Qué son exactamente las hipotecas variables?

Una hipoteca a tipo variable, como indica su propio nombre, es un préstamo hipotecario que tiene un interés que cambia, es decir, que no es fijo. Esto sucede porque el tipo se calcula al sumar dos elementos distintos; uno que es constante y otro que puede oscilar: 

  • Diferencial de la hipoteca: es la parte fija del interés de los préstamos hipotecarios a tipo variable. Se pacta con el banco durante la firma y, a menos que no cumplamos con la vinculación acordada, no cambiará a lo largo de la vida de la hipoteca.

  • Índice de referencia: es la parte que hace que el interés de una hipoteca variable pueda cambiar en cada revisión. Hay muchos índices de referencia diferentes, pero el mayoritario en España es el euríbor.

En conclusión, una hipoteca variable tiene un precio ligado a un índice de referencia. Así, si este sube o baja en el momento de la revisión, también lo hace el interés del préstamo hipotecario y, por lo tanto, también sus cuotas.

Cuando vemos una publicidad de una hipoteca en la que pone que el interés es de euríbor + 1%, por ejemplo, el 1% sería el diferencial y el euríbor sería el índice al que está referenciada.

¿Qué es una revisión de hipoteca?

Como hemos dicho, el índice de referencia puede hacer cambiar el precio de la hipoteca en cada revisión. Esto se debe a que estos índices cambian su valor constantemente, algunos incluso diariamente, por lo que los bancos establecen un momento en el que revisan el contrato de la hipoteca para actualizar el tipo de interés. Esta revisión se hace, generalmente, cada seis o doce meses.

Pongamos un ejemplo con una hipoteca de 150.000 euros a 30 años con un interés de euríbor más 1%. Si el euríbor está al 0,5%, la cuota será de 517,68 euros. Si cuando hagamos la revisión de la hipoteca el euríbor ha subido a 0,7%, la mensualidad subirá a 532,20 euros.


En la revisión no solo se recalculará el interés en función del índice de referencia vigente en ese momento, sino que si tenemos un interés bonificado por haber aceptado algún producto vinculado (como domiciliar la nómina o los recibos, firmar algún seguro o plan de pensiones o usar alguna tarjeta), el banco también aprovechará para comprobar que seguimos cumpliendo con dicha vinculación y, si no, nos aplicará la consiguiente penalización en el interés.

¿Qué tipos de índices de referencia existen?

El euríbor es el principal índice de referencia hipotecario que se utiliza en nuestro país (y el más recomendable), pero existen otras tasas a las que también pueden ligar nuestro préstamo. Como todas ellas son tan importantes para determinar el precio de una hipoteca variable, es conveniente saber en qué consiste cada una, así como su evolución histórica, antes de firmar el contrato:

  • Euríbor: es el tipo de interés medio al que se prestan dinero los principales bancos de Europa a un año.

  • IRPH: es la media simple del tipo de interés de las hipotecas para compra de vivienda de plazo igual o superior a tres años, firmadas o renovadas durante un mes. La justicia europea considera abusivo utilizarlo si el banco no le explica al cliente su importancia para calcular el interés y no le facilita su evolución en los dos años anteriores.

  • Divisas de otros países: las hipotecas variables pueden tomar como referencia la cotización de una moneda extranjera. Es lo que se conoce como hipoteca multidivisa, unas hipotecas que entrañan un gran riesgo debido a las elevadas posibilidades de fluctuación de las monedas, algo que podría encarecer exageradamente la cuota mensual.

  • IRS: del inglés Interest Rate Swap o permuta de intereses, a cinco años. Se trata de la media mensual de los tipos Mid Spot del tipo anual para swap de intereses, para operaciones en euros y con vencimiento a cinco años. El uso de este índice da lugar a revisiones cada 5 años. Muy poco extendido en nuestro país.

  • Mibor: ya en desuso, sólo se encuentra en las hipotecas creadas antes del 1 de enero de 2000 y que consiste en la media simple de los tipos de interés diario del mercado de depósitos interbancarios de las operaciones a plazo de un año.

Por ley, puede utilizarse cualquier referencia siempre que sea clara, accesible, objetiva y verificable, se calcule a coste de mercado y de acuerdo a un procedimiento matemático objetivo y no sea influenciable por parte del propio prestamista.

¿Es mejor una hipoteca variable o una fija?

Históricamente, las hipotecas variables han sido las reinas del mercado hipotecario español. Y es que los tipos fijos eran mucho más caros hasta hace apenas unos tres años, por lo que los consumidores de nuestro país preferían ligarse al euríbor para pagar menos. 

De hecho, pese a las últimas rebajas, optar por un interés variable en la hipoteca aún sale más a cuenta que decantarse por los tipos fijos. Ahora bien, las hipotecas fijas dan una estabilidad a la cuota que es imposible asegurar con las variables. Por lo tanto, elegir uno u otro tipo es, al final, una decisión personal que debe tomarse en función del perfil de cada uno. 

Además, aunque su volumen de mercado se más pequeño, no nos debemos olvidar de las hipotecas mixtas. Estas pueden ser adecuadas para clientes con suficientes ahorros para amortizar la hipoteca anticipadamente que prefieren que su cuota se mantenga fija en los primeros años. Así, es posible acortar el plazo del tramo variable y reducir el riesgo de que suban las cuotas. 

Si quieres profundizar más sobre este tema para elegir entre una hipoteca fija o variable, puedes pinchar en el enlace para visitar la página dedicada a este tema.

¿Cómo es la mejor hipoteca variable en 2020?

Hay muchos factores que pueden hacer cambiar el interés variable de una hipoteca, por lo que la mejor oferta de hoy no tiene porque ser la misma que hace una década o que dentro de unos años. A continuación, ponemos los aspectos que debe tener la mejor hipoteca variable de 2020:

  • Diferencial por debajo del 1%: las mejores ofertas actuales tienen diferenciales por debajo del 1% o incluso del 0,90%. Este aspecto es el que más puede cambiar, puesto que si el euríbor sube, es probable que los bancos ofrezcan diferenciales más bajos para hacer estas hipotecas más interesantes.

  • Sin fijo inicial o igual al diferencial: si buscamos una hipoteca a tipo variable veremos que, actualmente, la mayoría tienen un fijo inicial. Lo mejor sería evitarlo, pero si no encontramos ninguna oferta sin fijo inicial, lo ideal será que su valor sea igual o inferior al diferencial, para pagar lo mínimo posible durante los primeros 12 o 24 meses.

  • Sin comisiones: especialmente hay que evitar la de apertura, ya que nos tocaría pagarla en el momento en el que mayor es nuestro desembolso. Sin embargo, también es importante evitar el resto siempre que sea posible, ya que nos limitarán la operatividad que podamos realizar con nuestra hipoteca variable en el futuro.

  • Sin productos combinados: es uno de los puntos más difíciles de cumplir, ya que casi todas las entidades nos requieren que, por lo menos, domiciliemos la nómina para conseguir el interés mínimo. Sin embargo, hay que intentar buscar un equilibrio entre un interés atractivo y la menor vinculación posible, aceptando solo aquella que entendamos y que realmente nos interese.

Como el euríbor está ahora tan bajo, parece que algunos bancos empiezan a subir los diferenciales para que no se reduzcan sus márgenes. Aun así, todavía quedan hipotecas variables muy atractivas. 

Sobre esta página

Para qué sirve esta página: esta página se ha creado con el objetivo de explicar las características y el funcionamiento de una hipoteca variable, así como mostrar algunas de las mejores del momento.

Fuente: la información que contiene esta página proviene de las entidades bancarias y de instituciones oficiales como el Banco de España o de las publicaciones oficiales contenidas en el Boletín Oficial del Estado.

Metodología: los expertos de HelpMyCash.com revisan diariamente toda la información referente al mercado hipotecario en todos los medios, para mantener nuestros contenidos actualizados y al alcance de todos los públicos.

Sobre HelpMyCash.com: somos un equipo de especialistas en investigación financiera. En nuestro sitio web los usuarios pueden obtener toda la información relevante sobre todos los productos relacionados con las finanzas personales, para poder comparar y averiguar por sí mismos cuál es la mejor opción posible.

Aviso: esta página obtiene sus ingresos mediante la inserción de publicidad, así como de los productos destacados. De este modo podemos continuar ofreciendo una información de calidad, 100% gratuita para el usuario.

Te escuchamos: en HelpMyCash.com estamos para ayudarte a resolver cualquier problema que tengas. Para ello puedes contactarnos en:

Últimas preguntas y respuestas sobre Hipotecas

  • 1 Respuesta
  • 0 Votos
  • 14 Visitas
Quisiera saber si podría alquilar una vivienda la cual ha sido utilizada para la concesión de una segunda vivienda, es decir, se ha utilizado para la concesión de una segunda hipoteca con doble garantía. 
Saludos.
Rosa.
 
Yaiza Zapatero
Yaiza Zapatero
hace 1 hora

HelpMyCash

Buenos días, Rosa1987.

Mientras la vivienda siga siendo tuya, no deberías tener ningún problema.

Si tienes otras consultas, seguiremos aquí para ayudarte.

¡Un saludo!

Anónimo 456
Doble garantía @Anónimo 456 - hace 2 horas
  • 2 Respuestas
  • 0 Votos
  • 49 Visitas
Hola quiero comprar un piso y como el banco no me da el 95% que pido me han ofrecido la doble garantía con otro que tengo sin cargas, pero mi intención es vender este y cancelar la doble garantía y parte de la otra . Esto es posible o con la doble garantía no puedo vender el piso.
Anónimo 456
Anónimo 456
hace 2 horas

Entonces no podré vender la vivienda y cancelar esa hipoteca. No me ha quedado muy claro.Gracias

Yaiza Zapatero
Yaiza Zapatero
hace 3 horas

HelpMyCash

Buenos días, Anónimo 456.

Si no te urge la compra de la casa, quizás podrías esperar a vender el inmueble libre de cargas pedir una hipoteca del 80% o menos.

En cualquier otro caso, podrías intentar llegar a un acuerdo con la entidad para poder vender el inmueble que aportas como garantía a cambio de pagar por adelantado parte del capital pendiente de la hipoteca.

Esperamos haberte ayudado.

¡Un saludo!

  • 1 Respuesta
  • 0 Votos
  • 34 Visitas
Buenos dias,
hace unos años firme una hipoteca variable con bankia pero viendo vuestra pagina me he dado cuenta de que en realidad estoy pagando un interes mas alto del que estan ofreciendo a los clientes nuevos... siendo mi banco de toda la vida, veis viable negociar una bajada del interes? Muchas gracias por vuestro trabajo!
Ana
 
Yaiza Zapatero
Yaiza Zapatero
hace 4 horas

HelpMyCash

Buenos días, Ana.

En el caso de querer rebajar el tipo de interés, tendrías que negociar el nuevo precio con el banco y formalizar una novación de hipoteca

Si tu entidad no aceptara la mejora que le propones, podrías plantearte cambiar la hipoteca de banco y empezar a ahorrar en intereses.

En ese caso, podrías usar la calculadora gratuita de subrogación de HelpMyCash para saber cuánto podrías dejar de pagar al pasarte a otro banco.

Si necesitas alguna aclaración, seguiremos aquí para ayudarte.

¡Un saludo!

Últimas noticias sobre Hipotecas

Banco Santander abarata sus hipotecas y estrena una solicitud online más intuitiva
Banco Santander abarata sus hipotecas y estrena una solicitud online más intuitiva
Hace varias semanas, expertos del sector hipotecario consultados por HelpMyCash advertieron de que el inminente endurecimiento de los criterios de concesión de hipotecas podría llegar acompañado de un encarecimiento de los tipos de interés. Aunque el...

Publicado el 10/07/2020

El TJUE invalida los pactos de no reclamación del suelo no transparentes: ¿cuánto podrás recuperar?
El TJUE invalida los pactos de no reclamación del suelo no transparentes: ¿cuánto podrás recuperar?
La banca española se ha llevado hoy un nuevo varapalo de la justicia europea. El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha sentenciado que los pactos privados de no reclamación, que muchas entidades exigieron firmar a clientes hipotecados pa...

Publicado el 09/07/2020

¿Hipoteca fija o variable? El test que te hará salir de dudas
¿Hipoteca fija o variable? El test que te hará salir de dudas
Tras una nueva bajada del euríbor en junio (-0,147%), la conveniencia de contratar un préstamo hipotecario a tipo fijo, por lo que pueda pasar, parece empezar a perder peso. Sin embargo, los tipos de interés tan bajos que ofrecen los bancos por estos...

Publicado el 09/07/2020