Tras la entrada en vigor de la nueva ley, el proceso para pedir una hipoteca ha mejorado en algunos aspectos: el banco nos da más información, su oferta final es vinculante durante 10 días por defecto… Pero que estemos más protegidos que antes no significa que no debamos tomar ciertas medidas para asegurarnos de que nos hacemos con el mejor préstamo. Ahí van algunos consejos que nos ayudarán a valorar qué oferta nos conviene y nos evitarán posibles problemas futuros.

1. Solicitar préstamos hipotecarios a varios bancos para comparar

En primer lugar, es importante no pedir la hipoteca solamente a nuestro banco, ya que es probable que este no nos ofrezca las mejores condiciones. Lo ideal es que consultemos las condiciones de los préstamos de un mínimo de tres entidades para hacernos una idea de cómo está el mercado y valorar qué oferta podría ser más interesante.

Para ello, podemos hacer lo siguiente:

  • Consultar las ofertas publicitarias que los bancos anuncian en su página web o en sus escaparates. Tendremos que mirar una por una y es posible que nos perdamos los detalles que las entidades no quieran mostrarnos.
  • Utilizar un comparador de hipotecas como el de HelpMyCash.com para tener una visión más global del mercado. De este modo, ahorraremos mucho tiempo y tendremos una información más completa.

Una vez elegidos varios préstamos hipotecarios, tenemos que pedirle la FIPRE a cada banco que nos interese. En este documento se nos muestran las condiciones genéricas de esas hipotecas, lo que nos permitirá valorar si vale la pena solicitar financiación a esas entidades.

¿Quieres saber cómo comparar varias FIPRE? En nuestra guía gratis ¿Cómo pedir una hipoteca? te facilitamos un formulario que podrás rellenar con las condiciones de varias ofertas para ver cuál te sale más a cuenta:

2. Estudiar la oferta para aprobar el examen del notario

Si cumplimos los requisitos del banco, este nos hará una oferta personalizada y nos entregará varios documentos. Entre ellos, la Ficha Europea de Información Normalizada (FEIN) con las condiciones adaptadas a nuestro perfil. Es indispensable que nos aprendamos bien su contenido, ya que el notario nos hará un examen antes del día de la firma para comprobar que entendemos lo que vamos a contratar.

Veamos qué se nos preguntará en este test:

  • Si conocemos las condiciones del futuro contrato de nuestra hipoteca. Antes de preguntar por ellas, eso sí, el notario nos las explicará y resolverá nuestras posibles dudas.
  • Qué documentos nos ha entregado el banco. Al solicitar préstamos hipotecarios, las entidades están obligadas a darnos, si aprueban la operación, la documentación exigida por la ley (la FEIN, la FiAE, una copia del contrato, etc.).
  • Si se nos han explicado nuestros derechos y obligaciones. El derecho al reembolso anticipado o a cambiarnos de banco, la obligación de pagar las cuotas, etc.

En caso de no aprobar este examen, el notario no podrá autorizar la escrituración del crédito, lo que nos obligaría a reiniciar el proceso.

3. Es mejor pedir la hipoteca antes de buscar la casa

Para terminar, es recomendable solicitar financiación antes de empezar a buscar una vivienda. Veamos cuáles son las ventajas de empezar por el crédito y no por la casa o el piso:

  • Tendremos la aprobación casi asegurada: un banco analizará nuestro perfil y nos dirá si, con nuestra situación económica, podríamos conseguir la financiación necesaria para adquirir la vivienda.
  • Sabremos qué casa nos podríamos permitir: al pedir nuestra hipoteca antes, nos dirán cuánto dinero estarían dispuestos a prestarnos, así que podremos buscar una casa o piso que tenga un precio ajustado a ese importe y a nuestros ahorros.
  • No estaremos tan agobiados por el vencimiento de la reserva: podremos firmar la reserva o las arras con la seguridad de que conseguiremos la financiación antes de que pase el plazo acordado con el vendedor.

Si lo hacemos al revés, debemos tener en cuenta que, por lo general, se tarda entre uno y dos meses en conseguir una hipoteca. Por lo tanto, al firmar las arras de la vivienda, es aconsejable establecer un plazo de reserva que dure algo más que eso para asegurarnos de tener el tiempo suficiente para obtener el dinero.


Autor: Miquel Riera


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o el ADSL más barato. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín


(0) Comentarios

Si vas a hacer una pregunta dirígete al Foro Financiero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.