Si buscas préstamos baratos, ahora puedes obtener créditos sin tener que pagar ni un euro de más. Gracias a la gran competencia del mercado de la financiación descubre qué entidades cuentan con ofertas que te permitirán obtener préstamos sin intereses ni comisiones y además en solo 15 minutos:

Si eres nuevo cliente, consigue hasta 300 € GRATIS con estos minicréditos

Todas las ofertas de préstamos sin intereses de hasta 300 euros
Importe: de 50 € a 300 €
Plazo min: 7 días | Plazo max: 1 mes
TAE min: 0,00% | TAE max: 2.229,80%
Coste 100 € a 30 días: 30,00 €
Importe: de 50 € a 300 €
Plazo min: 1 día | Plazo max: 2 meses
TAE min: 439,00% | TAE max: 439,00%
Coste 100 € a 30 días: 29,70 €
Importe: de 100 € a 500 €
Plazo min: 1 mes | Plazo max: 2 años y 2 meses
TAE min: 208,31% | TAE max: 381,34%
Coste 1.000 € a 1 año: 643,62 €
Importe: de 50 € a 300 €
Plazo min: 5 días | Plazo max: 1 mes
TAE min: 0,00% | TAE max: 6.171,00%
Coste 100 € a 30 días: 35,10 €

prestamos-sin-intereses

¿Cómo surgieron los créditos sin intereses?

Debido a la creciente popularidad de los nuevos métodos de financiación y al consecuente incremento de la oferta disponible, muchas entidades crediticias han lanzado nuevas ofertas y promociones para diferenciarse de sus competidoras y captar nuevos clientes. En general, han decidido abaratar el precio de sus préstamos, pero algunas también se han atrevido a dar un paso más allá y ofrecer créditos gratis, es decir, libres de intereses y comisiones. Si contratamos uno de estos préstamos sin intereses, sólo tendremos que devolver la cantidad que nos presten, sin tener que pagar costes de ningún tipo.

Actualmente, tanto los bancos como las compañías de capital privado y los servicios financieros de algunos comercios nos pueden conceder esta clase de préstamos, aunque siempre debemos ser precavidos con el adjetivo "sin intereses", ya que nos puede conducir a engaño. Esto se debe a que los intereses no reúnen todos los costes que pueda tener un préstamo, puesto que podemos encontrarnos con comisiones, vinculaciones y otros gastos que podrían encarecer el precio del crédito y que están reflejadas en la variable TAE (Tasa Anual Equivalente).

Si nos centramos en los minicréditos gratis, sí que podremos afirmar que tienen un precio del 0 % TAE, es decir, que no nos aplicarán intereses sobre el capital prestado ni nos obligarán a pagar ninguna comisión ni contratar un producto vinculado. No obstante, es importante que estemos al tanto de las condiciones para acceder a estas promociones, pues, en caso de que no las cumplamos, podrían activar automáticamente la generación de intereses ordinarios, lo que hará que tengamos que pagar un extra de honorarios. 

Tipos de préstamos sin intereses del mercado actual

Dentro del mercado financiero español se comercializan varios tipos de préstamos sin intereses diseñados para cubrir distintas necesidades de consumo a coste cero. Cada uno de estos créditos cuenta con unas condiciones y unas ventajas determinadas, por lo que antes de elegir un producto u otro, es conveniente valorar cuáles son los que se adaptan mejor a nuestro perfil económico y a nuestra situación personal. A continuación, mostramos todas las clases de préstamos que podemos solicitar si queremos conseguir financiación sin tener que pagar ni un solo euro en intereses:

  1. Minicréditos gratis: se trata de los productos de financiación gratuitos más conocidos. Con estos productos podemos conseguir entre 50 euros y 1.000 euros a devolver en un máximo de 30 días, aunque la mayoría de minicréditos sin intereses no suelen ofrecer importes superiores a los 300 euros. Se solicitan a través de Internet y se ingresan en la cuenta del cliente en cuestión de minutos. Además, no tienen comisiones adicionales ni otros costes, por lo que sabremos lo que pagaremos por ellos desde un primer momento. Al no tener comisiones de ningún tipo, cuando no tienen intereses serán completamente gratuitos.

  2. Préstamos personales sin intereses: estos préstamos los conceden las entidades financieras y también las compañías de capital privado. Normalmente, en estos créditos el 0 % se trata del tipo de interés, lo que no quiere decir que el préstamo sea totalmente gratis. Es probable que tengamos que hacer frente al coste de comisiones que van incluidas en la TAE, lo que hará que el préstamo no sea completamente gratis. Por eso, es importante que tomemos como referencia este valor y no solo el TIN y calcular si un préstamo sin intereses, pero con comisiones será más barato que un crédito con bajos intereses, pero sin comisiones.

  3. Préstamos con finalidad concretalos prestamistas privados y las entidades bancarias presentan cierto tipo de préstamos sin intereses, siempre y cuando los utilicemos para una finalidad en concreto. Lo más habitual es que se trate de créditos para la financiación de impuestos o el adelanto de un resultado positivo de la declaración de la renta, anticipos de nómina o préstamos para estudiar con un tipo de interés del 0 % TIN.

  4. Créditos al consumo de grandes almacenesson préstamos ofrecidos por empresas que no tienen carácter financiero como Alcampo, Ikea, El Corte Inglés o MediaMarkt. Estas compañías podrían ofrecernos pagar los productos a plazos sin tener por qué ver engordado el precio final de dicha compra. A menudo, en lugar de ofrecernos el dinero, nos entregarán directamente el bien que queramos comprar y por el que pagaremos cuotas mensuales hasta la amortización de la financiación.

Dependiendo de nuestra necesidad de conseguir financiación, será más adecuado acudir a un tipo de préstamo sin intereses o a otro. El importe que podemos pedir, el plazo y las condiciones de reembolso pueden hacer que un préstamo idóneo para un cliente no lo sea para otro. Por ello, es importante conocer todas las opciones que nos presenta el mercado, así como analizar nuestra economía personal, de modo que estrechemos el cerco de los préstamos que mejor se adaptan a nuestra situación actual.

Otro tipo de financiación sin intereses: las tarjetas de crédito

Como ya hemos visto, el mercado actual ofrece diversos tipos de préstamos sin intereses, pero en ocasiones no son completamente gratuitos, sino que son préstamos baratos. Por ello, existe otra opción ofrecida por las entidades bancarias para financiar nuestras compras sin intereses y este producto es la tarjeta de crédito:

Tarjetas de crédito más vendidas
TAE: 27,24%
Ventajas:
  • 25 € de regalo
  • Sin cambiar de banco
  • Gratis siempre
TAE: 21,00%
Ventajas:
  • Sin cambiar de banco
  • Gratuita para siempre
  • Servicio de transferencias de efectivo

Las tarjetas de crédito nos ofrecen la opción de aplazar el pago de nuestras compras dado que el dinero que paguemos con ellas se extraerá de una línea de crédito y no de nuestra propia cuenta. Una vez al mes, la línea de crédito se renovará, pudiendo pagar toda la cantidad que hayamos usado el mes anterior, acción que no conlleva intereses ni ningún sobrecargo. Si preferimos ir amortizando a plazos el dinero que hemos usado de la línea de crédito, tendremos que pagar los intereses que se generen durante el período de reembolso, que giran en torno al 21 % TAE, según el estudio del Banco de España.

Además, hoy en día es fácil encontrar tarjetas gratuitas en el mercado, por lo que podemos hacernos con una que no incluya comisiones por emisión o por mantenimiento, de tal forma que podemos tener un método de pago que no nos cueste prácticamente ningún dinero. No obstante, para disfrutar de algunas ventajas que ofrecen las tarjetas de crédito es necesario financiar alguna compra en cuotas mensuales. Este suele ser un requisito impuesto por las entidades bancarias que comercializan estas tarjetas de crédito. La financiación sin intereses a la que nos da acceso una tarjeta puede ser de utilidad especialmente para compras que no se suban mucho de presupuesto, ya que de esta forma será más fácil recuperar el dinero usado y cumplir con el pago correspondiente.

¡Cuidado! No todos los préstamos al 0 % TIN son gratis

En general, todos los minicréditos sin intereses que se comercializan son totalmente gratuitos, puesto que estos productos rara vez incluyen otros gastos adicionales. Por lo tanto, si contratamos uno de estos préstamos al 0 %, no tendremos más que devolver el dinero que la empresa nos haya dado, sin tener que abonar ni un solo céntimo de más. En cambio, algunos de los préstamos sin intereses que ofrecen los bancos no son realmente gratis, ya que pese a tener un TIN del 0 %, dentro de su "letra pequeña" incluyen comisiones y otros costes.

Así, antes de proceder con la solicitud de un préstamo sin intereses es aconsejable asegurarse de que cumplimos las condiciones necesarias para acceder a la promoción. Además, es importante que, al igual que el TIN, la TAE también sea cero, lo que nos supondrá un auténtico préstamo gratis. A continuación, podremos ver los principales aspectos que hacen que un crédito sin intereses tenga un coste para el cliente:

  1. ¡Atención a las comisiones! Que el TIN de un crédito (los intereses que nos cobran) sea del 0 % no indica que se vaya a tratar de un préstamo gratuito. Las entidades financieras, especialmente las bancarias, pueden incluir comisiones que conviertan nuestros préstamos sin intereses en un producto financiero caro. Estas comisiones pueden negociarse para ser reducidas o eliminadas, incluso algunas entidades nos permitirán financiarlas con el resto del capital prestado.

  2. ¡Ojo con no cumplir las condiciones! Algunas entidades de préstamos sin intereses nos pedirán que cumplamos con algunos requisitos para conseguir esa financiación. Es el caso de muchas empresas de minicréditos, que solo eliminan los intereses si somos nuevos clientes de la compañía. Si no nos ajustamos a estas condiciones, nos cobrarán los honorarios habituales de la entidad financiera, que en el caso de los mini préstamos, rondan el 1,1 % diario.

A pesar de que el préstamo sea al o % TAE, es importante recordar que tendremos que cumplir los requisitos que el prestamista nos ponga para aprovechar esta promoción. En caso contrario, podríamos tener que asumir el pago normal de los intereses y honorarios del crédito. Por ejemplo, si tenemos que devolver el capital en un plazo distinto al habitual para aprovechar la oferta y lo superamos, habremos perdido el derecho de disfrutar de un préstamo sin intereses y tendremos que pagar los habituales.

¿TE HA PARECIDO ÚTIL LA INFORMACIÓN?

¿Qué ocurre si no devuelvo un préstamo sin intereses?

Antes de contratar cualquier producto de financiación, ya se trate de un préstamo sin intereses o de un crédito convencional, es totalmente imprescindible que nos aseguremos de poder devolver todo el dinero sin problemas y en el plazo establecido. En el caso concreto de los préstamos sin intereses, aunque estos productos sean totalmente gratuitos, si no pagamos las cuotas a tiempo, también se nos aplicarán comisiones, sanciones e intereses de demora. Dependiendo del tipo de crédito sin intereses que contratemos, las penalizaciones por impago serán unas u otras, aunque la gran mayoría de préstamos coinciden en el siguiente protocolo:

  • Intereses de demora: una vez sobrepasemos el plazo acordado, el prestamista empezará a plicarnos intereses de demora automáticamente. Estos intereses podrán superar hasta en un 2 % los ordinarios del crédito, según la Ley 16/2011 del 24 de junio, de los contratos de crédito al consumo.

  • Comisión por reclamación de posiciones deudoras: esta comisión nos la cobrarán por el hecho de tener que contactar con nosotros para avisarnos de que tenemos una deuda con ellos. Suele tratarse de una cantidad fija (no de un porcentaje) que oscila entre los 20 y los 40 euros, dependiendo del prestamista al que acudamos.
  • Inscribir nuestros datos en un registro de morosos: si seguimos sin pagar durante más de un mes, la entidad a la que debemos el dinero puede comunicarnos su intención de apuntarnos a una base de datos de morosidad. Si aparecemos en listas como ASNEF o RAI, se limitarán enormemente nuestras opciones de conseguir financiación en el futuro.

  • Reclamar el pago de la deuda por vía judicialel último recurso que realizarán las empresas es el de iniciar una demanda legal. Siempre es posible evitar esta consecuencia si entablamos una negociación para llegar a un acuerdo de manera amistosa. Así, evitaremos las posibles penas impuestas por el juez, así como los gastos que conllevan los juicios en cuanto a abogados y tiempo invertido.

En algunos casos, sin embargo, algunas empresas nos darán una opción que nos permitirá no incurrir en el impago de sus créditos sin intereses: prorrogar el plazo de devolución. De esta manera, dispondremos de unos días más para saldar la deuda y no tendremos que afrontar el coste de las sanciones por demora. Sin embargo, sí tendremos que pagar un pequeño recargo, aunque su coste será mucho más bajo que el de los intereses y el de las comisiones de demora.

Formularios para conseguir préstamos sin intereses

Para poder solicitar la financiación que buscamos simplemente bastará con rellenar un formulario online de solicitud. Este formulario, además de para detallarle a la entidad la cantidad y el plazo del préstamo que queremos contratar, también servirá para que el prestamista pueda realizar un análisis de nuestro perfil y decidir si aprueba o no nuestra solicitud. Por lo general los formularios pedirán la misma información para poder llevar a cabo sus análisis:

  • Datos personales: nombre, apellido, número de documento de identidad, fecha de nacimiento....

  • Datos de contacto: teléfono, dirección, correo electrónico....

  • Situación laboral: tipo de trabajo, tipo de contrato, antigüedad en la empresa, sector...

  • Situación económica: ingresos y gastos mensuales que tenemos.

  • Oferta: algunas empresas nos permitirán conseguir descuentos gracias aun código promocional o con otras promociones para obtener préstamos sin intereses, aunque no siempre se necesitará realizar una acción para llegar a ello, pues se activarán de manera automática.

Los préstamos sin intereses pueden, en ocasiones, requerir que introduzcamos un código promocional para acceder a su oferta. Además, es posible que nos pidan que nos ajustemos a una serie de condiciones para conseguir la eliminación de los intereses, como la contratación de un producto vinculado como un seguro o una tarjeta de crédito. Sin embargo, lo más habitual es que consigamos este descuento de manera automática al solicitar financiación, pero es importante estar al tanto de los requisitos que tienen estos créditos para no llevarnos una sorpresa en el momento del reembolso.

Requisitos para solicitar créditos gratis

Los requisitos que hay que reunir para poder contratar un crédito sin intereses son prácticamente los mismos que nos exigirían si quisiéramos acceder a un préstamo convencional. Estas condiciones serán más o menos estrictas dependiendo de los criterios de la entidad a la que acudamos y de la cantidad de dinero que necesitemos para financiar nuestro proyecto, aunque por lo general no tendremos problemas para obtener préstamos sin intereses si cumplimos estos puntos:

  • Ser residente español: debemos vivir en territorio nacional de manera permanente y contar con un documento como el DNI o el NIE para poder acceder a un crédito gratis.

  • Tener ingresos regulares: lógicamente, tenemos que demostrar que disponemos de una fuente de ingresos que nos permita pagar las cuotas sin problemas. Puede ser tanto una nómina como una pensión o lo que percibamos como trabajadores autónomos y, en el caso de los mini créditos sin intereses, hasta una prestación por desempleo.

  • Ser mayor de edad: aunque muchos prestamistas nos pedirán que superemos los 21 o los 25 años en función de la política de riesgos que tengan. Asimismo, muchas entidades establecen una edad máxima para solicitar sus servicios que suele rondar los 75 años para la fecha de vencimiento del plazo.

  • No figurar en un fichero de morosos: los bancos y la mayoría de las empresas privadas no conceden financiación a los inscritos en ficheros de impagos como ASNEF o RAI. Sin embargo, sí existen unas pocas compañías que conceden préstamos con ASNEF.

Si cumplimos con todos los requisitos exigidos por el prestamista, en principio no tendríamos que encontrarnos con problemas para obtener el préstamo sin intereses. Es probable que si solicitamos mayor cantidad de capital nos exijan más condiciones para conseguir el producto que queremos. Esto se explica por el riesgo que asume la empresa, que es mayor si presta más capital, pues se arriesga a que no le reembolsen el dinero.

Documentos para solicitar créditos sin intereses

Cuando necesitamos financiación, con o sin intereses, nos pedirán que aportemos una documentación mínima de modo que el prestamista pueda comprobar que somos quien decimos ser, así como la veracidad de todos los datos personales y económicos que hemos dado durante la cumplimentación del formulario online. A pesar de que la documentación requerida puede variar en función de la entidad a la que acudamos, del importe que solicitemos y de la finalidad para la que lo pidamos, estos son los principales papeles que nos pedirán:

  • Documento de identidad: deberemos presentar el DNI o el NIE en vigencia para verificar que somos mayores de edad y residentes en España de manera permanente.

  • Justificante de ingresos: este documento servirá para que la entidad conozca nuestros ingresos y gastos habituales. A veces podrán pedir las dos o tres últimas nóminas, por ejemplo.

  • Extracto bancario: en el que debe aparecer el número de cuenta y el titular. Este documento permitirá al prestamista realizar un análisis de nuestra capacidad de ahorro y comprobar que somos los titulares de la cuenta en la que realizará el ingreso del préstamo.

Generalmente, los documentos que acabamos de ver serán suficientes para demostrar a la entidad que somos solventes para reembolsar el préstamo, aunque si recurrimos a nuestro banco es probable que ya cuenten con la información necesaria para determinar si tenemos solvencia, por lo que no será necesario presentar estos papeles. No obstante, si queremos préstamos sin intereses para un proyecto en concreto, es posible que nos pidan facturas proforma o cualquier tipo de presupuesto del proyecto.

¿Tienen truco los créditos gratis o son gratuitos de verdad?

Los créditos que se anuncian como gratuitos o sin comisiones son productos que generan muchas dudas acerca de si están realmente libres de costes y, como es lógico, muchos consumidores no confían del todo en estas ofertas. Por tanto, es fundamental que conozcamos todas las condiciones del préstamo para no llevarnos ninguna sorpresa. En el siguiente vídeo, el CEO de HelpMyCash.com, Laurent Amar, responde a dos de las preguntas más habituales acerca de estos créditos: ¿nos podemos fiar de los préstamos gratuitos? ¿Qué tenemos que vigilar cuando los contratemos?

Ademñás, para conseguir préstamos personales sin interes tendremos que cumplir los requisitos generales de la promoción que nos permite conseguir esta financiación gratuita. Si no nos ajustamos a estas condiciones (usar el dinero para la finalidad otorgada, devolverlo en un plazo acordado o ser nuevos clientes), quedaremos fuera de la oferta y tendremos que pagar los intereses ordinarios del préstamo.

¿Cuándo llegará el dinero de los préstamos sin intereses?

Muchos créditos sin intereses son en realidad préstamos rápidos que se contratan para resolver imprevistos económicos en minutos, así que el objetivo de los que piden estos productos es tener el dinero en la cuenta lo antes posible. Sin embargo, existen algunos casos en los que la transferencia del crédito se puede demorar. Para evitar estas situaciones, antes de tramitar la solicitud recomendamos descargar la guía gratuita, "Cuándo llegará el dinero de tu mini crédito", elaborada por los expertos de HelpMyCash.com, con la que podremos saber cuánto tardaremos en recibir el ingreso del préstamo, de qué depende la velocidad de concesión y a quién debemos acudir para obtener la aprobación de manera inmediata.


¡Guía GRATUITA! ¿Cuándo llegará el dinero de tu mini crédito?

¿CUÁNDO LLEGARÁ EL DINERO DE TU MINI CRÉDITO?

Descargar ahora

Por lo general, el proceso que más puede ralentizar la llegada del dinero a nuestra cuenta corriente es la transferencia del dinero a nuestra cuenta corriente. Los prestamistas suelen trabajar con varios bancos, por lo que si pedimos a una compañía que opere con la entidad bancaria en la que está nuestra cuenta corriente, podremos obtener el dinero de inmediato. Sin embargo, si acudimos a un prestamista que trabaje con bancos distintos al nuestro, el envío del crédito podría alargarse hasta dos días hábiles tras realizarse, lo que puede suponer un problema si necesitamos el dinero urgentemente.

Sobre esta página

Para qué sirve esta página sobre los préstamos sin intereses: los créditos gratuitos son los productos más atractivos y, por tanto, los más demandados por los solicitantes de financiación, pero no siempre es tan sencillo encontrarlos. Por ello, desde esta página mostramos a nuestros usuarios qué créditos pueden contratar para financiar sus necesidades de consumo sin ningún coste y explicamos qué condiciones ofrecen o qué requisitos hay que reunir para conseguirlos. Además, aquí encontraremos varias claves que nos ayudarán a obtener préstamos sin intereses sin temor a que nos cobren gastos adicionales con los que no contamos.

Fuente: la información relativa a los tipos de interés procede del Portal del Cliente Bancario y de las diferentes empresas que comericalizan préstamos sin intereses.

Metodología: los datos referentes a las condiciones de los préstamos sin intereses se han conseguido mediante la investigación online y el mistery shopping.

Sobre HelpMyCash.com: somos un comparador online compuesto por personas especializadas en la investigación financiera. En nuestro portal, el usuario podrá comparar diferentes productos de finanzas personales y de economía del hogar, además de acceder a una información de calidad, lo que le permitirá escoger el producto más barato.

Aviso: los servicios que ofrecemos son totalmente gratuitos para el usuario, ya que HelpMyCash obtiene sus ingresos de la publicidad y de sus productos destacados.

Te escuchamos: desde HelpMyCash.com queremos ayudarte a solucionar cualquier duda que tengas. Para ello, ponemos a tu disposición los siguientes servicio:


AUTOR

Avatar de Agustina Battioli

Agustina Battioli

Especialista en Créditos, Tarjetas e Inversión en HelpMyCash.com

CONTRIBUYE

Avatar de JuanAlvarez

JuanAlvarez

Especialista en Créditos y Tarjetas de HelpMyCash.com


Preguntas recientes

Avatar  de Beba

Hola alguien conoce de una entidad llamada prestacredit?

Prestacredit alguien conoce de esa entidad financiera? Que referencias me pueden dar?

Beba 24/05/2018 | 0 respuesta/s

Avatar  de Jramg20

Préstamo personal teniendo el 50 % de una hipoteca

Buenas tardes, ante todo agradeceros a todos el trabajo que realizáis. Recientemente he realizado una novacion de mi hipoteca ampliando capital y añadiendo a mi pareja en la misma. La cosa está en que ahora ella quiere pedir un préstamo personal de 10000€ y no sabe que responder cuando le preguntan por sus gastos mensuales, si tendría que responder por el 100% de la hipoteca, por el 50% o ninguno de las dos. Gracias de antemano y un saludo

Jramg20 24/05/2018 | 1 respuesta/s

1 HelpMyCash el 25/05/2018

avatar para HelpMyCash

Buenas tardes, Jramg20:

A la hora de solicitar financiación, ella tendrá que mencionar la parte proporcional de la hipoteca que está pagando, ya que son una parte de sus gastos mensuales. 

Si está pensando en solicitar un préstamo personal, en nuestra página web encontrará toda la información que necesita sobre estos productos financieros. Del mismo, podrá comparar hasta encontrar aquel que mejor se adapta a lo que está buscando y a su capacidad financiera.

Esperamos haberte ayudado.

¡Un saludo!


Avatar  de Helper_508262012

¿Cómo puedo parar esto?

Hace dos años tuve un problema con una empresa de prestamos online, Creditea antes Hapicredito. Me llegó sin previo aviso una carta a casa de mi madre de dicha empresa y otra empresa de recobros para informarme que tenía una deuda con esta entidad. Me puse en contacto con ellos porque JAMÁS les solicité un prestamo a la susodicha empresa prestamista y quería que me facilitaran los datos posibles para poner una denuncia por usurpación de identidad, pero lejos de ayudar, empezaron a hacerme un acoso bestial con intimidaciones y amenazas muy ambigüas que se alargaron durante un período bastante largo. Tuve finalmente que bajar a Jaén desde Barcelona para intentar que cara a cara me resolvieran algo ya que por teléfono no hacían más que alargar la cosa y darme largas, amenazando siempre con añadir mis datos a la lista de ASNEF. Me dijeron que se cerraría el problema y que hablarían con Hapicrédito (CREDITEA) para cerrar el espediente, pedí que me lo dieran por escrito porque después de los meses que me habían dado no me fiaba de que eso fuera a ser cumplido y me aseguraron que me llegaría por correo la carta, al tiempo me llamaron desde Creditea para confirmar que habían hablado con la empresa de recobros y pasaban a cerrar el expediente, les hice la misma petición y me dijeron igual que en la empresa de recobros que me llegaría por correo la carta solicitada. Al ver que no llegaba quise denunciar porque no creía que fueran a parar. La familia me disuadió de hacerlo para que no me metiera en juicios y ahora, dos años después me llega una carta de Creditea exigiendo el pago de la deuda, triplicada, me puse en contacto con ellos para que me explicaran porqué de la noche a la mañana volvían con lo mismo si no supe nada de ellos en todo este tiempo y no conseguí ninguna explicación por su parte, ahora tengo una carta de ASNEF pero llamo al número que me viene en la carta para explicar la situación a ver qué puedo hacer y tampoco me atiende nadie, llega un punto en el que me dicen que no me pueden atender por "Un fallo técnico" y se corta la llamada. Estoy tranquilo en cuanto a que se que no pedí ningún crédito a esta empresa y puedo demostrarlo sin problema, pero no sé qué tipo de denuncia puedo poner o qué pasos puedo seguir para que si la empresa no quiere darme a mí los datos para poder denunciar, tenga la obligación de dárselos a un juez para verificar que no fui yo quién solicitó, en caso de que tal solicitud exista dicho préstamo. ¿Alguien me puede ayudar?

Helper_508262012 23/05/2018 | 1 respuesta/s

1 HelpMyCash el 23/05/2018

avatar para HelpMyCash

Buenas tardes, Helper_508262012:

Lo primero que debes hacer es ponerte en contacto con la organización de consumidores que tengas en tu ciudad. Aquí puedes formalizar una queja y ellos mismo se encargarán de asesorarte. Además, mediarán con el prestamista para ver lo que ha ocurrido. Se trata de una opción totalmente gratuita, aunque tendrás que presentarte personalmente para comentar tu situación.

Si esta opción te parece insuficiente, puedes contactar con una abogado privado que te va a orientar sobre las acciones que puedes tomar y los pasos que debes seguir para resolver tu problema. Ante todo, es importante que tengas en tu poder alguna prueba de que no recibiste nunca la cantidad que te reclama este prestamista.

Esperamos que tu situación se resuelva lo antes posible.

¡Un saludo!


Noticias recientes

17/04/2018
9 países en los que no esperarías encontrarte un cajero... ¡de 'bitcoin'!

l mundo, y, de repente, encuentra un cajero. Pero, para su sorpresa, la máquina solo permite operar con bitcoins o con otras criptomonedas. Así funcionan los cajeros de criptodivisas: nos permiten convertir nuestras monedas virtuales en dinero fiat y extraerlo. La idea es, de por sí, revolucionaria


31/03/2018
Las “tarjetas black” envidiarían a estas tarjetas de crédito

n que estamos ante alguien muy VIP, exclusivo e inmensamente rico. Mientras que nosotros pagamos con nuestra tarjeta de crédito un frigorífico, los usuarios de estas tarjetas de lujo compran un Ferrari de coleccionista. Estas tarjetas están destinadas a personalidades importantes con límites de fin


30/03/2018
La financiación gratis lo será realmente cuando escojas préstamos sin comisiones

inanciación nos hemos encontrado con prestamistas que también usan este viejo truco, emplazando los costes reales en letras milimétricas que pasábamos por alto. Además, como ya estamos en alerta, cuando una financiación nos dice que es gratis y realmente lo es, incluso recelamos de ella. Sin embar