prestamos

El mundo de la financiación es muy competitivo. Podemos encontrar de todo, o casi. Préstamos rápidos, online, personales, al consumo, hipotecas… La variedad es casi infinita. Sin embargo, y como es lógico, las dificultas para conseguir crédito crecen proporcionalmente al importe que queremos conseguir. Cuanto más solicitamos, más tiempo de espera y gestiones hay que hacer. Actualmente, unas de las pocas vías que permite disfrutar de un préstamo de importes grandes en un tiempo relativamente reducido son los préstamos con garantía hipotecaria. Veamos qué hace de esta opción una alternativa tan especial como atractiva.

¿Qué elementos definen a los préstamos con garantía hipotecaria?

Que acceder a este tipo de financiación sea más sencillo que en otras no significa que contemple ciertas exigencias. Estos son los principales requisitos y las características que lo distinguen de otros productos:

  • Obliga a tener un inmueble. Este es un elemento clave. Si somos propietarios (o si queda poca deuda pendiente de pago) de una casa, un piso o un local podremos acceder a esta financiación. El inmueble es el que actuará como garantía de pago. En caso de no devolver el préstamo, perderíamos la propiedad.
  • Permite conseguir altos importes. Debido a esa garantía de pago a través de una casa, podemos llegar a conseguir cientos de miles de euros.
  • Exige tener ingresos. Como ocurre con casi cualquier financiación, deberemos demostrar que tenemos ingresos regulares y suficientes para devolver el crédito.
  • Permite estar en ASNEF. No es una situación ideal, pero debido a que la propiedad actúa como garantía de pago, aunque estemos inscritos en un fichero de morosos podremos conseguir un préstamo grande.
  • Alarga el plazo. Con estos créditos el tiempo de reembolso puede llegar a ser de hasta 30 años.

Estos préstamos podemos conseguirlo a través de los bancos tradicionales, los establecimientos financieros de crédito y las empresas de capital privado.

3 situaciones en las que utilizar el préstamo con garantía hipotecaria

Los grandes importes a los que pueda dar acceso el préstamo con garantía hipotecaria permiten financiar finalidades más ambiciosas que los créditos tradicionales y de menor cuantía. Aquí van tres ejemplos:

  1. Reunificar deudas. Es decir, reagrupar las distintas obligaciones de pago que tenemos a corto plazo y con altos intereses en una sola mucho más pequeña a mayor plazo y a un interés (si puede ser) menor. Es un crédito que permite desahogar nuestra economía actual aunque nos compromete a pagar intereses durante más tiempo.
  2. Abrir o expandir un negocio. Si se dispone de un local, fábrica u oficina, este tipo de préstamo es ideal para relanzar una empresa o abrir una nueva.
  3. Recibir una herencia. Hay veces que el impuesto de sucesiones asciende a una gran cifra. Con esta vía podríamos pagarlo. Además, en caso de que la herencia comprenda una vivienda, la propia casa serviría como garantía para solicitar el préstamo y pagar el impuesto.

Estas no son las únicas situaciones en las que se puede utilizar este tipo de préstamo. Hay más: detener embargos, conseguir importes grandes estando en ASNEF, etc. Hay muchas empresas que se dedican a la concesión de este tipo de créditos y permiten conseguir cientos de miles de euros a devolver en un plazo que llega hasta los 20 o 30 años con un interés medio que se sitúa sobre el 12%.


Autor: Adrián Pérez


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o el ADSL más barato. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín


(0) Comentarios

Si vas a hacer una pregunta dirígete al Foro Financiero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.