linea de credito

Diciembre está considerado como el mes del despilfarro, donde a causa de las fiestas navideñas todos gastamos más de la cuenta. Y así lo corroboró un estudio publicado por Deloitte, donde anunciaba que los españoles gastríamos 200 euros más de media que el resto de los europeos durante estas fechas. Esta alegría navideña puede generar que este mes nos sea más difícil hacer frente a cualquier imprevisto que se nos cruce por el camino. Por ello, ante la falta de financiación, los créditos rápidos pueden ser una buena alternativa para hacer frente a la cuesta de enero.

¿A qué tipo de productos podemos acudir?

Dependiendo de nuestras necesidades económicas, siempre y cuando estas no superen los 1.000 euros, podremos acudir a diferentes créditos rápidos que nos ayudarán a superar cualquier imprevisto:

  • Imprevistos de menos de 500 euros: si nuestra lavadora se estropea en el peor momento del año, los mini créditos nos pueden ayudar a repararla. Con ellos podremos obtener hasta 300 euros (si somos nuevos clientes) y a devolver en un plazo máximo de un mes. En muchas ocasiones, el primer minipréstamo es gratis, como ocurre con el caso de Vivus.
  • Imprevistos de entre 1.000 y 2.000 euros: en el caso de que nuestro coche nos deje tirados por la carretera y tengamos que hacer frente a una avería de mayor importe, las líneas de crédito privadas nos aportarán el dinero que necesitamos. Estas pueden concedernos hasta 5.000 euros, a devolver en un plazo medio de un año y únicamente pagaremos por el capital que utilicemos. Un buen ejemplo de línea de crédito es Creditea, con la que podremos devolver el dinero en un plazo máximo de 36 meses.

Si poseemos una tarjeta de crédito, siempre podemos recurrir a ella en caso de imprevisto. Con ella, podremos devolver el dinero de forma gratuita dentro del plazo de un mes.

¿De verdad son tan rápidos los créditos rápidos?

Ante la necesidad de conseguir financiación, lo que más nos urge es la inmediatez. Y es por ello que los créditos rápidos pueden ser una buena opción ante cualquier imprevisto.

Una de las principales características de estos productos es que únicamente los podemos solicitar de forma online, ya que son comercializados por prestamistas privados y no por un banco. Des esta forma, consiguen:

  • Automatizar la mayoría de los procesos
  • Emplear algoritmos que disminuyan el tiempo de espera y concesión entre los procesos

Con ello, los préstamos rápidos consiguen aprobar créditos hasta en quince minutos y concederlos en menos de un día. Si todavía nos queda alguna duda de cómo conseguir dinero rápido por Internet, una buena opción es consultar nuestra guía gratuita.


Autor: Patricia Sendra


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o el ADSL más barato. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín


(0) Comentarios

Si vas a hacer una pregunta dirígete al Foro Financiero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.