buy now pay later

Hasta ahora, si querías pagar una compra a plazos en Amazon o H&M, por poner dos ejemplos, tenías que tener una tarjeta de crédito y, por norma general, pagar intereses (un 18% de interés de media). Sin embargo, ahora, puedes hacer una compra en tu comercio online favorito y dividir el importe en dos o tres mensualidades sin pagar intereses y sin necesidad de tener una tarjeta de crédito. ¿Cómo? Gracias al buy now, pay later (BNPL) o, como se le conoce en español, compra ahora y paga después. Un fenómeno que está siendo un éxito en Estados Unidos y que cada vez está más presente en España.  

A escala global, el compra ahora y paga después movió 100.000 millones de dólares en 2021, según Altfi, y se estima que en 2026 esta cifra podría aumentar hasta el billón de dólares. 

Ventajas del compra ahora y paga después

Cada vez es más habitual que al tramitar un pedido online te encuentres con el logo de compañías como Klarna, Aplázame o Sequra. Y si todavía no te has dado cuenta, presta atención la próxima vez que compres por Internet.

Aplázame, por ejemplo, ya está presente en más de 1.800 comercios. Incluso Amazon ha sacado su propio buy now, pay later en colaboración con Cofidis y PayPal también permite pagar en varios plazos sin intereses. Y lo mejor es que no tienes que tener una tarjeta de crédito para pagar a plazos. 

La idea parece buena. Por un lado, no todo el mundo tiene una tarjeta de crédito para pagar sus compras a plazos. Además, las tarjetas, por lo general, cobran intereses, mientras que con este sistema puedes dividir una compra en varios meses sin pagar intereses ni comisiones, es decir, sin pagar de más. Si, por ejemplo, compras un smartphone de 600 euros, pagarás tres cuotas de 200 euros cada una. Nada más. Además, puedes hacer todo el proceso de forma rápida y cómoda al tramitar tu pedido, sin desplazamientos ni papeleo, ya que está integrado dentro del proceso de compra.

El buy now, pay later no solo tiene ventajas para el consumidor, sino también para el vendedor. Las compañías del sector prometen a los vendedores atraer a más clientes, así como un incremento de la tasa de conversión, un mayor número de clientes que vuelven a comprar y un incremento de hasta el doble en el tique de compra.

¿Cómo funciona?

Es muy sencillo. Solo tienes que hacer tu compra con normalidad en un comercio online y, en el momento de pagar, seleccionar la opción de financiar la compra en varias cuotas.

Una vez hayas seleccionado el pago a plazos, solo tienes que rellenar tus datos e introducir la información de tu tarjeta para pagar las cuotas. Es rápido y la confirmación es instantánea. Sin nóminas y sin papeleos, a diferencia de la financiación tradicional.

Este sistema de pago obliga al cliente a pagar una cuota inicial en el momento de tramitar la compra, mientras que el resto se paga los siguientes meses. Por lo general, el compra ahora y paga después permite dividir los pagos en tres o cuatro cuotas (dos o tres meses, ya que, recuerda, la primera cuota se paga en el momento de hacer la compra) sin intereses ni comisiones (0%TAE). Aunque es muy importante que revises la letra pequeña antes de aceptar la compra.

Por ejemplo, si haces una compra de 59,99 euros en H&M y, en el momento de pagar la compra, seleccionas la opción de dividir el pago en tres plazos con Klarna, tendrás que pagar una cuota inicial de 19,99 euros y dos cuotas más de 20 euros cada una pasados 30 y 60 días. En este caso, pagarías lo mismo que si abonases la compra de golpe. 

Klarna

Imagen: H&M y elaboración propia.

Consejo. A la hora de dividir la compra en varios plazos, tendrás que introducir los datos de tu tarjeta de débito o de crédito para que la compañía pueda cobrar las cuotas. Lo que no te recomendamos que hagas es usar una tarjeta de crédito para pagar las mensualidades, a menos que tengas activado el pago a fin de mes sin intereses. Si en el momento de tramitar el pedido, introduces los datos de una tarjeta que tiene activado el pago a plazos, cada vez que la compañía te cobre la cuota, tú la estarás financiando con tu tarjeta y tu banco te cobrará intereses. Así que la opción más barata es usar una tarjeta de débito o una tarjeta de crédito con pago a fin de mes.

¿Qué compañías te permiten comprar ahora y pagar más tarde?

Te contamos con qué empresas puedes pagar a plazos sin tarjeta de crédito.

Empresa Plazos Coste Comercios en los que puedes pagar a plazos

Amazon paga en 4

4 plazos (3 meses) Sin intereses. Comisión de apertura del 2,5% (21,54% TAE) Amazon

Aplazame

4 plazos (3 meses) Sin comisiones ni intereses (0% TAE) Más de 1.800 tiendas

Klarna

3 plazos (2 meses) Sin comisiones ni intereses (0% TAE) Más de 300 tiendas (Asos, H&M, Ikea, Samsung, Adidas...)

Paypal

3 plazos (2 meses) Sin comisiones ni intereses (0% TAE) Tiendas online en las que se puede pagar con PayPal

sequra

3 plazos (2 meses) Sin comisiones ni intereses (0% TAE) Más de 700 tiendas (Vitaldent...)

¿Qué diferencias hay con las tarjetas de crédito?

Probablemente te hayas preguntado qué diferencia hay entre el buy now, pay later y las tarjetas de crédito de toda la vida. Pues, básicamente, dos:

  1. El plazo. Con una tarjeta de crédito puedes aplazar el pago de tus compras en tres meses, un año o cuatro años. Las fintech, en cambio, solo permiten pagar en tres o cuatro plazos. Si el importe de la compra es bajo, pagarás una cuota asumible cada mes, pero si gastas mucho, tu cuota mensual será muy alta.

  2. Los intereses. Las tarjetas de crédito, por lo general, te van a cobrar intereses cuando aplaces el pago de tus compras. Y si no te cobran intereses, al menos te cobrarán una comisión de gestión (algo habitual en muchas tarjetas). Por el contrario, la mayoría de las fintechs que permiten comprar ahora y pagas después no cobran ni intereses ni comisiones al cliente, por lo que no tienes que pagar de más. Una excepción es la tarjeta de crédito WiZink Clic, con la que puedes pagar tus compras de entre 85 y 1.000 euros en tres meses sin gastos (0% TAE).

Paga en 3 meses sin intereses ni comisiones con esta tarjeta
#1
  • ¡Oferta! Cheque de 100€ de Amazon de regalo
  • Paga en 3 meses sin intereses
  • Devolución en compras con WiZink Extra
  • Gratis y sin cambiar de banco
Contratar

Los peligros del 'buy now, pay later'

Pero ¿son todo ventajas? El buy now, pay later esconde una serie de peligros para el comprador. De hecho, su mayor ventaja puede ser un arma de doble filo. Si cuando haces una compra de, por ejemplo, 300 euros, resulta que en el momento de hacer clic y aceptar el pedido solo te descuentan de tu tarjeta 100 euros, puedes tener la falsa sensación de que estás gastando muchos menos de lo que en realidad vas a pagar. Para los comercios es una ventaja, por que la tasa de abandono se reduce y la conversión aumenta. De hecho, Klarna explica que el 44% de sus usuarios hubiese renunciado a comprar si no hubiera podido pagar su compra en tres plazos. 

Pero el problema es que no vas a pagar menos, aunque tengas esa sensación. De hecho, probablemente acabes pagando más de lo que tenías previsto, ya que estos sistemas incitan a gastar. Según Klarna, gracias al pago aplazado el valor medio de los pedidos se incrementa en un 55%. Y Aplázame señala que el valor medio de los pedidos se multiplica por dos con este sistema.

Además, algunas empresas solo permiten pagar a plazos si el importe de la compra llega a cierta cantidad. Para usar el compra ahora y paga después de Amazon hay que gastar entre 75 y 1.000 euros y para pagar en tres plazos sin intereses con PayPal el importe de la compra tiene que ser de entre 30 y 2.000 euros.

Consejo. La solución para aprovechar este sistema es no comprar por comprar y ceñirse al presupuesto inicial. No hay que gastar más únicamente porque el pago inicial vaya a ser menor. Al fin y al cabo, al final tendrás que pagarlo igual, así que plantéate si no tienes el dinero hoy, si lo tendrás mañana.

 

Otro peligro de este servicio son los gastos por pagar tarde. Por lo general, si te retrasas en el pago de una cuota, tendrás que pagar una penalización. Por ejemplo, Klarna cobra una penalización de entre cuatro y doces euros por cada cuota impagada. Y no es tan difícil retrarsarse, sobre todo si no lo has pensado bien en el momento de contratar el servicio. 

Un dato: un tercio de los estadounidenses que han usado el buy now, pay later ha acabado retrasándose en el pago de una o más cuotas, según un estudio de 2021 publicado por Credit Karma.

¿Tu banco te ofrece este servicio?

Por lo general, este sistema lo ofrecen las compañías fintech. Pero ya hay varios bancos que quieren aprovechar el boom del compra ahora y paga más tarde.

CaixaBank lanzó en mayo de 2022 iZZinow, un servicio con el que los clientes del banco pueden aplazar el pago de una compra de al menos 40 euros antes o después de hacerla a través de su app. Y se puede usar en cualquier comercio. Permite fraccionar compras en dos meses gratis, sin intereses ni comisiones, o en más tiempo (hasta doce meses) con intereses. Para usarlo solo hay que pagar con la tarjeta como se hace habitualmente y luego entrar en la app de CaixaBank y seleccionar en cuántos meses se quiere pagar. 

Banco Santander, por su parte, ha lanzado Zinia, aunque de momento no está disponible en España.

Herramientas sobre Educación financiera

Guía para hacer un presupuesto mensual

Para poder tener las finanzas controladas es necesario tener un presupuesto mensual. ¡Olvídate de hojas de cálculos con fórmulas incomprensibles! La realidad es que se puede hacer un presupuesto sencillo, fácil pero eficaz. El presupuesto es el arma secret...

Más sobre Educación financiera