Cómo te afecta el euríbor positivo

¿Por qué el euríbor ha subido hasta valores positivos en 2022?

En febrero de 2022 empezó a sobrevolar la noticia de que el Banco Central Europeo (BCE) iba a subir los tipos de interés de la zona euro para controlar la inflación desbordada. La inflación, para que nos entendamos, representa el aumento del coste de la vida (cesta de la compra, luz, agua...). Es decir, la disminución del valor del dinero en relación con la cantidad de bienes y servicios que puedes adquirir con él. Una situación provocada, en gran medida, por las consecuencias de la guerra de Ucrania.

El único instrumento que tienen los organismos económicos internacionales para controlar o estabilizar la inflación es desalentando la demanda. ¿Y cómo se consigue eso? Efectivamente: subiendo los tipos de interés.

A medida que se sucedían las especulaciones, el euríbor comenzó su subida vertiginosa hasta cotizar en positivo en mayo porque los bancos, adelantándose a la medida del BCE y a la posible perdida de rentabilidad que pudiera generarles el frenar la demanda, empezaron a cobrarse entre ellos por el dinero que se prestaban. Te lo explicamos con más detalle en nuestra página sobre el euríbor negativo. Y te preguntarás: ¿y por qué afecta eso al euríbor? Porque el euríbor es el índice medio que los bancos europeos aplican a los préstamos que se conceden entre ellos. Si los bancos se cobran más intereses entre ellos, el euríbor aumenta y al revés.

El Banco Central Europeo, finalmente, subió sus tipos de interés después de 11 años inmovilizados: del 0% al 0,5% en julio, del 0,5% al 1,25% en septiembre y del 1,25% al 2% en octubre. ¿Qué hizo el euríbor, entonces? Dispararse hasta alcanzar niveles positivos que no se veían desde 2009: el valor del euríbor de octubre ha superado el 2,50%, un porcentaje que ni los expertos vaticinaban, no, por lo menos, a estas alturas del año.

La cotización del euríbor en positivo tiene el mercado hipotecario desmadrado. Para ajustarse a la nueva situación, los bancos llevan meses encareciendo sus hipotecas fijas y abaratando las variables. Su objetivo con esta estrategia es promover la contratación de estos últimos productos, con los que esperan ganar más dinero si el euríbor sigue su tendencia al alza. En nuestra página sobre los cambios en las hipotecas te explicamos al detalle qué está sucediendo en el sector y cómo afecta la llegada del euríbor a terreno positivo al precio de los préstamos hipotecarios.

Tengo una hipoteca: ¿cómo me afecta la subida del euríbor?

La tendencia al alza del euríbor, eso sí, solo te afecta si tienes contratada una hipoteca variable con un interés referenciado a este índice, que es lo que le sucede a la mayoría de hipotecas variables en España. Si el interés de tu préstamo hipotecario es fijo, se mantendrá constante pase lo que pase con el euríbor y de los tipos de interés.

Como veníamos de seis años con un euríbor negativo, la subida de este índice encarecerá las cuotas de tu hipoteca variable ahora que cotiza en positivo. Eso sí, solo se te aplicará el euríbor positivo cuando se revise el interés de tu préstamo en la fecha indicada en tu contrato.

Pongamos, por ejemplo, que tienes una hipoteca media de 150.000 euros a 25 años con un interés de euríbor más 1%. Así cambiarán tus cuotas si tu interés se revisa anualmente cada mes de noviembre:

  • Antes de la revisión, se te aplicaba el euríbor de octubre de 2021, que era del -0,477%. Las cuotas, por lo tanto, eran de 533,51 euros.

  • Después de la revisión, se te aplicará el euríbor de octubre de 2022, que es del 2,629%. En consecuencia, las mensualidades te subirán a 761,35 euros y pagarás 227,84 euros más al mes y 2.734,08 euros más al año.

Desde HelpMyCash hemos creado un simulador gratuito que calcula qué cuota pagarás si se te aplica el último valor del euríbor. Con esta herramienta también podrás saber cuánto se encarecerán tus mensualidades si tienes revisión en los próximos meses y este índice sigue subiendo, como pronostican todos los expertos a los que nos sumamos. Para usarlo solo tienes que indicar cuál es tu importe pendiente, cuánto tiempo te queda por pagar y cuál es el interés de tu hipoteca variable:

En nuestra página sobre las hipotecas y el euríbor encontrarás más ejemplos prácticos de cuánto pueden subir tus cuotas si se revisa tu interés con el valor más reciente de este índice.

¿Qué parte de mi sueldo se comerá la hipoteca por esta subida?

Obviamente, que tengas que pagar unas cuotas más caras es una mala noticia. Primero, porque la hipoteca te costará más a la larga. Y segundo, porque el dinero que dedicarás al préstamo ya no lo podrás usar para cubrir otros gastos, como la comida, los suministros, tu ocio...

Por ejemplo, imagina que cobras el sueldo medio de España según el Instituto Nacional de Estadística, que es de unos 1.600 euros netos. Este es el porcentaje de tu salario que se comerá tu hipoteca si se te revisa en noviembre: 

Tipo de revisión Porcentaje para pagar las cuotas antes Porcentaje para pagar las cuotas después
Anual 33% 47%
Semestral 35% 47%

Y supongamos, ahora, que el euríbor sigue al alza durante los próximos años. Este es el sueldo que deberás dedicar a pagar tus cuotas si se cumplen las previsiones más pesimistas: 

Valor del euríbor Cuota mensual Porcentaje para pagar las cuotas
3% en 2023 791€/mes 49%
2,5% en 2024 751€/mes 47%

Como ves, el incremento de este índice te puede dar muchos problemas, porque te quedará menos dinero para afrontar tus gastos cotidianos. Recuerda que no es aconsejable dedicar más del 35% de tu salario neto a pagar las mensualidades de un préstamo, que es un porcentaje que superarás por mucho si se cumplen las previsiones.  

Previsiones: ¿el euríbor seguirá subiendo?

En lo que llevamos de año, este índice ha subido desde el -0,477% (enero) hasta el 2,629% (octubre), que es su valor más alto desde 2008. Pero ¿seguirá subiendo? Según los analistas de HelpMyCash, la previsión es que el euríbor acabe el año en torno al 3% o por encima, un escenario nada favorable si tienes firmada una hipoteca variable.

¿Y por qué pensamos eso? Principalmente, porque este índice sube cuando el Banco Central Europeo aumenta sus tipos o tiene intención de hacerlo, que es lo que está pasando ahora mismo. Lo puedes ver en los siguientes gráficos:

Fuente: gráficos elaborados por HelpMyCash con datos del Banco de España

Como puedes comprobar, este índice suele situarse entre 0,5 y un punto porcentual por encima del interés del Banco Central Europeo. La intención de este organismo es seguir aumentando sus tipos en su próxima reunión de diciembre (los situará entre el 2,25% y el 2,75%, según los expertos en macroeconomía), lo que nos lleva a pensar que el euríbor cerrará el año alrededor del 3%.

Previsiones de otros organismos

Como siempre viene bien tener una segunda opinión, también hemos consultado las previsiones de otros organismos. En general, son más conservadores que nosotros, pero no demasiado. Aquí puedes consultar las predicciones más destacadas:

  • El Departamento de Análisis de Bankinter considera que este índice cotizará a una media del 2,80% a finales de 2022 y del 3% durante el 2023.

  • Según la Fundación de las Cajas de Ahorros (FUNCAS), el euríbor acabará 2022 con una cotización del 2,80% y su valor será del 3% a finales de 2023.

  • CaixaBank, en el último informe de CaixaBank Research, pronostica que el euríbor cerrará el 2022 con un valor del 2,56% y que subirá hasta el 2,73% en 2023.

Visto lo visto y como te venimos contando, es posible que estas previsiones se queden cortas por el ritmo acelerado que está asumiendo el euríbor. Para que te hagas una idea, su valor provisional en noviembre ya se sitúa encima del 2,80%, así que tiene sentido que cierre el año con una cotización superior.

¿Puedo pasar mi hipoteca al tipo fijo para evitar la subida del euríbor?

. Con este cambio, pasarás a pagar una cuota estable, porque tu interés dejará de depender del euríbor. En general, consideramos que te saldrá a cuenta si te pasas a un tipo fijo de en torno al 3% o por debajo, que es un interés históricamente competitivo. Eso sí, ten en cuenta que los bancos están subiendo sus tipos fijos, así que cuanto más tardes en hacer el cambio, menos opciones tendrás de hacerte con un interés fijo atractivo.

En nuestra página sobre cambiar la hipoteca variable al tipo fijo te explicamos paso a paso cómo llevar a cabo esta operación. Ahí también encontrarás consejos que te ayudarán a valorar si te conviene deshacerte del euríbor.

Las mejores hipotecas para pasarte al tipo fijo

Si te has decidido a cambiar tu hipoteca variable a fijo, estas son algunas de las hipotecas con un interés de alrededor del 3% que te permitirán pagar unas cuotas estables.

Mejores ofertas para pasarte al tipo fijo Ordenado por HelpMyCash
#1
Bonificado* Sin bonificar
TIN 2,76 % 3,36 %
TAE 3,29 % 3,42 %
Cuota 543 € 573 €
*5 productos bonificadores
#2
TIN 3,49 %
TAE 3,70 %
Cuota 579 €
0 vinculaciones
#3
Bonificado* Sin bonificar
TIN 3,50 % 4,50 %
TAE 3,88 % 4,70 %
Cuota 580 € 633 €
*3 productos bonificadores

Este listado ha sido elaborado por HelpMyCash.com. La información presentada ha sido investigada por el equipo editorial y, en algunas ocasiones, proporcionada por las propias entidades. Muchos o todos los productos que aparecen aquí son ofrecidos por nuestros socios comerciales. Esto puede influir en el lugar en el que aparece el producto en el listado, pero no influye en nuestra evaluación. Para ello, tenemos en cuenta diferentes criterios objetivos: el interés (TIN), la cantidad y precio de los productos que hay que contratar o a los que hay que adherirse para conseguir un interés bonificado, las opiniones de nuestros usuarios y la valoración de nuestros analistas. Nuestras valoraciones son propias. Actualizamos las ofertas y la información periódicamente. ¿Has encontrado algún error? Por favor, escríbenos un e-mail a atencion-al-cliente@helpmycash.com para que podamos corregirlo.

Si no consigues un buen interés fijo, puedes refinanciar tu hipoteca para rebajar el diferencial (así tus cuotas subirán menos) o para pasarte a un tipo mixto, con el que tendrás un tipo fijo algo más bajo durante los próximos diez años aproximadamente.

Voy a contratar una hipoteca: ¿qué puedo hacer ante un euríbor positivo?

La subida del euríbor también te afectará si prevés contratar una hipoteca en los próximos meses. Esto es lo que debes tener en cuenta:

  • Si contratas una hipoteca variable, aún pagarás unas cuotas baratas, porque el diferencial que están ofreciendo los bancos es muy ajustado. El problema es que si el euríbor sigue cotizando al alza como se prevé (y como también prevén los propios los bancos, que esperan aumentar su margen de beneficio con las variables), tus cuotas se encarecerán progresivamente, lo que te puede traerte problemas serios de endeudamiento.

  • Si contratas una hipoteca fija, pagarás siempre lo mismo y estarás a salvo de cualquier subida del euríbor o de los tipos de interés. El principal problema en estos momentos es que tus cuotas serán más caras que si contratas una hipoteca variable, dado que los bancos están ofreciendo intereses fijos más caros. Pero, lo dicho: a cambio, ganarás en tranquilidad y sabrás siempre a cuánto asciende la factura de tu hipoteca mes tras mes.

Cada opción tiene sus pros y sus contras, lógicamente. Si estás pensando en contratar una hipoteca y no sabes si decidirte por una variable o fija, tiene sentido que valores todas las opciones, hagas cálculos y te preguntes cuánto riesgo estás dispuesto a asumir.

Dicho esto, también creemos que, en estos momentos de incertidumbre, hipotecarse a tipo variable asocia más peros que ventajas y solo es conveniente para aquellas personas que se pueden permitir contratar una hipoteca variable con un plazo reducido o para aquellas que puedan ir adelantando el pago de la deuda (amortizar anticipadamente). De esta manera, estarán expuestos menos tiempo a las más que probables subidas del euríbor. En otras palabras: si contratas una hipoteca variable, asegúrate de que tienes el músculo financiero suficiente para afrontar una eventual subida de las cuotas.

¿Aún no lo tienes claro? Echa un vistazo a nuestra página sobre si es mejor un interés variable o fijo. Ahí te explicamos qué es todo lo que debes tener en cuenta para tomar una buena decisión.

Más sobre Euríbor