Tres trucos para que financiar tu boda no sea una pesadilla

Tema del artículo: Préstamos con dos titulares
Cómo financiar tu boda

Enamorarse no tiene precio, pero casarse, sí. Y no sale precisamente barato: según el portal especializado Bodas.net, dar el “sí, quiero” en España cuesta 20.500 euros de media en 2022, una suma de dinero nada despreciable. Dependiendo de la comunidad en la que celebres tu boda, el presupuesto puede oscilar entre los 12.825 euros de Islas Canarias y los 33.355 euros de Castilla – La Mancha.

Este gasto suele cubrirse con los ahorros de los futuros cónyuges o con ayuda económica de sus familiares, normalmente de los padres. Pero ¿qué pueden hacer los novios que no cuentan con lo uno ni con lo otro? Existe la opción de financiar la boda con un préstamo personal, que supone contraer una deuda que habrá que saldar tarde o temprano. Si te encuentras en esta situación, en este artículo te explicaremos qué debes hacer para que este crédito no te dé problemas.

1. Habla con tu pareja sobre los riesgos de pedir un préstamo conjuntamente

Si te vas a casar con una persona y necesitas financiar la boda, lo más lógico es que contratéis el préstamo conjuntamente. Pero eso conlleva varios riesgos que debéis tener en cuenta:

  • Los dos seréis responsables de pagar las cuotas. Es decir, que si alguno de vosotros no paga su parte cuando toca, la financiera podrá embargar los bienes de ambos para saldar la deuda.
  • Tener contratado un crédito os puede dar problemas para conseguir financiación para otros proyectos, como comprar una casa o un coche. Debéis tener presente que a las financieras no les gusta prestar su dinero a personas que ya tienen deudas contraídas.
  • El préstamo seguirá vigente si os divorciáis. Aunque vuestra relación se rompa, el crédito lo tendréis que continuar pagando conjuntamente hasta liquidarlo del todo.

Como ves, pedir un préstamo en pareja puede dar más de un dolor de cabeza. Por ello, nuestro consejo es que os sentéis a hablar de los pros y de los contras de contratar un crédito, así como que valoréis si vuestra relación es lo suficientemente madura como para endeudaros conjuntamente.

2. Ajusta el presupuesto y asegúrate de poder cancelar rápidamente el crédito

Nuestra segunda recomendación es que no os dejéis llevar con el presupuesto de la boda. Con un préstamo podéis conseguir hasta 50.000 euros o más para pagar todos los gastos de esta celebración, pero cuanto más dinero os presten, más intereses os tocará pagar a ti y a tu futuro marido o esposa.

Por ello, os aconsejamos sacar papel y boli y apuntar lo que tenéis pensado gastaros en vuestra boda: en comida, en los vestidos, en el fotógrafo, en el alquiler del espacio… Es decir, haced un presupuesto realista. Si encontráis alguna partida que se puede recortar, no dudéis en hacerlo, porque así podréis reducir el importe del préstamo y podréis ahorraros un dinero en intereses.

También os recomendamos tener en cuenta que cada invitado suele regalar entre 100 y 150 euros a los que se casan. Ese dinero lo podéis usar posteriormente para saldar una parte importante de la deuda después de la celebración. De este modo, se generarán menos intereses y podréis acortar el plazo de devolución para liquidar antes el crédito.

3. Lee bien la letra pequeña del préstamo con el que vas a financiar la boda

Es importante contratar un préstamo barato que os permita financiar la boda a buen precio. Nuestro consejo es que pidáis un crédito a un mínimo de tres entidades, que comparéis sus condiciones y que os quedéis con el que os vaya a costar menos dinero tanto cada mes como en total.

Pero ¿cómo se puede saber si un crédito es barato o no? Tendréis que leer la letra pequeña de la oferta de cada financiera: ahí encontraréis el tipo de interés que se os aplicará y el resto de gastos que tendréis que pagar (comisiones, primas de seguros…). Lo ideal es que contratéis un préstamo con un interés por debajo del 7% TIN (la media del mercado), sin comisiones de apertura o estudio y sin productos adicionales como seguros de vida o de protección de pagos.

Una buena opción, por ejemplo, es el Préstamo Personal de Cofidis. Reúne todas las características que hemos mencionado: su interés es desde el 4,95% TIN (5,06% TAE), no tiene comisiones de apertura ni estudio y no incluye otros productos. Con este crédito podéis conseguir entre 6.000 y 60.000 euros para financiar vuestra boda, a devolver en un plazo de entre uno y diez años.

Más sobre Préstamos con dos titulares

Autor: Miquel Riera


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o la inmobiliaria para vender tu piso. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.