Motivos para pedir o no pedir un mini crédito

mini credito si o no

Seamos sinceros: pedir un mini crédito no es del gusto de nadie. Al fin y al cabo, es pedir dinero prestado y además con un coste bastante alto. Sin embargo, uno no siempre puede elegir. Hay situaciones en las que las consecuencias de no pedir un mini préstamo son peores que las de pedirlo. Pues bien, vamos a ver cuáles son estas situaciones.

Casos en que conviene pedir un mini crédito

Estos son tres motivos de peso por los que pedir un mini crédito puede ser conveniente:

  • Evitar un descubierto en cuenta. Los números rojos en la cuenta corriente suelen salir muy caros. Si estamos pendientes de algún recibo que pueda hacernos caer en descubierto podemos acabar pagando (1) una comisión por reclamación de posiciones deudoras (entre 30 y 45 €, normalmente), (2) una comisión de descubierto (alrededor del 4,5% , con un mínimo alrededor de 15 o 18 €) y (3) un interés de demora (alrededor del 29% TAE). Si sumamos todo esto, fácilmente podemos acabar pagando entre 50 y 80 euros. En función del plazo, puede merecernos más la pena pedir un mini crédito, como podemos ver en el siguiente cuadro (con el ejemplo de Pepedinero):

mini credito cuadro

  • Multas. Pagar una multa puede salir mucho más barato si se hace rápido. Y ya ni hablemos de si se nos lleva el coche la grúa y tenemos que pagar por cada día que pase el vehículo en el depósito. Es por eso que, en estas circunstancias, puede salir más a cuenta pagar la comisión de un minicrédito en lugar del recargo por la multa y por el retraso en retirar el vehículo
  • Compras urgentes y necesarias. Los libros de los niños en septiembre, una avería del coche o algún electrodoméstico pueden ser compras que, al ser prorrogadas, pueden complicarnos mucho la vida. Es por eso que, ante una de estas situaciones, compete plantearse si merece la pena pagar la comisión del mini crédito o no

Casos en que NO conviene pedir un minicrédito

Y ahí van tres casos en los que es mejor no llamar al prestamista:

  • Para pagar otro mini crédito. Si no hemos podido asumir el coste de un minicrédito, difícilmente conseguiremos pagar un segundo. Al entrar en esta dinámica podremos acabar fácilmente en una lista de morosos como ASNEF o RAI
  • Si no tenemos claro que vamos a recibir ingresos al final del plazo pactado. Sin nómina ni ningún otro ingreso a la vista, pedir un mini crédito es como solicitar el ingreso voluntario en ASNEF
  • Para pagarse un capricho. Hay cosas que pueden esperar, por lo que antes de pedir un minipréstamo para comprarse un capricho quizás es mejor valorar hasta qué punto vale la pena pagar un elevado porcentaje en comisiones por ello

¿Te interesa pedir un mini crédito?

Ahora que sabes esto, ¿estás en alguna de las situaciones en que conviene pedir un minipréstamo?

En ese caso, consulta aquí las distintas ofertas de minicréditos del mercado

 

Autor: HelpMyCash


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o la inmobiliaria par vender tu piso. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *