Los impuestos de vender una vivienda

Cuando realizamos una compraventa de una vivienda, como vendedores, debemos pagar diversos impuestos. Estos son el IRPF, la plusvalía municipal y el IBI. Cada uno se paga en un momento diferente y se calcula de una forma diferente.

El IRPF, por ejemplo, se paga en la declaración de la renta del año siguiente y para calcularlo deberemos restar el valor de transmisión menos valor de adquisición y multiplicarlo por el tramo correspondiente establecido por Hacienda.

La plusvalía municipal, por otra parte, es una cuantía que debemos pagar en los siguientes 30 días a la venta de la casa y es una cuantía que establece cada ayuntamiento.

El IBI, generalmente, se paga cada año por ser propietarios de un piso, pero el año de la compraventa lo más habitual es repartirlo con el comprador. Lo que debemos pagar viene establecido por cada municipio.

¿Quieres saber más sobre vender piso? Desde HelpMyCash hemos elaborado una guía gratuita para vender piso con todos los trucos necesarios.