prestamo compartido

Estemos casados o no, solicitar créditos en pareja trae una serie de beneficios. En primer lugar, será más fácil que nos concedan un préstamo porque aportaremos una doble garantía de pago. Si una pata cojea, se apoya en la otra. Segundo, tendremos más seguridad para negociar unas condiciones favorables. La unión suele hacer la fuerza, y siendo dos las opciones de conseguir un buen interés aumentan. Por último, podremos barajar distintas opciones aunque no tengamos antigüedad con un banco, ya que estos recibirían dos nuevas nóminas en caso de que sus créditos exigieran esta vinculación.

Préstamos con dos titulares, una relación a tres bandas

Pero no solo son los enamorados los que sacan partido de solicitar préstamos con dos titulares. El trío de esta fructífera relación lo completa el banco, quien también se beneficia de los planes de futuro de la pareja. Las ventajas para la entidad son, entre otras, las siguientes:

  • Minimizan el riesgo de impago. Con dos titulares, las probabilidades de que ambos se queden sin ingresos y no puedan pagar son muy pequeñas.
  • Fidelizan dos nuevos clientes. Con un préstamo compartido, el banco puede crear una relación con dos personas y se asegura una vinculación con ellas.

Estas ventajas no son exclusivas para los bancos tradicionales: otro tipo de entidades como los establecimientos financieros de crédito también reciben con gusto este tipo de solicitudes de financiación. Es el caso de Cofidis, cuyo Crédito Proyecto permite pedir préstamos entre 4.000 y 15.000 euros con un coste que parte del 4,95% TIN. También Cetelem dispone de esta alternativa. Con este se pueden conseguir entre 6.000 y 60.000 euros desde un 6,95% TIN a devolver entre uno y ocho años.

¿Qué pasa con el préstamo en común si mi pareja y yo nos separamos?

Lamentablemente, las relaciones no siempre son eternas. Por unos motivos o por otros, un noviazgo puede romperse. A todos los males que las rupturas conllevan, hay que añadir uno más en caso de que tengamos un préstamo compartido con nuestra pareja: ¿qué sucede con un crédito cuando los titulares acaban de separarse?

Como en cualquier conflicto, la voluntad de ambas partes, su estado de ánimo y el rencor juegan un papel clave en la resolución de este asunto. Aunque nos separemos, para el banco nada cambia: las dos personas seguiremos siendo titulares del préstamo. Así que, de mutuo acuerdo se puede continuar con la misma fórmula y compartir gastos.

Otra opción es cambiar a un único titular. Para ello, lo ideal sería haber tratado esta posibilidad antes de solicitarlo y haber definido quién seguiría con la titularidad. También se podría amortizar el capital pendiente de reembolso del préstamo personal y cortar el problema de raíz. Cualquiera de estas vías es mejor que no llegar a un acuerdo e incurrir en un impago que nos genere más intereses. Eso sí, estos posibles conflictos no deben hacer olvidar las grandes ventajas que puede suponer la contratación de un préstamo compartido.


Autor: Adrián Pérez


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o el ADSL más barato. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín


(0) Comentarios

Si vas a hacer una pregunta dirígete al Foro Financiero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.