Factores como el aumento de la esperanza de vida de la población o los tipos de interés cercanos a cero (o incluso en negativo) son algunas de las causas que han hecho cambiar la tendencia de los ahorradores españoles, que ahora buscan una mayor rentabilidad a sus ahorros fuera de los depósitos a plazo.

El depósito bancario sigue siendo el vehículo financiero preferido por la familia española para orientar sus inversiones y sus ahorros y es normal dados los beneficios de los plazos fijos:

  • Capital garantizado
  • Rentabilidad garantizada
  • Producto sin comisiones
  • Inversión apta para pequeños inversores
  • Liquidez (es posible retirar el dinero sin pérdidas en cualquier momento)

No obstante, antes de contratar un depósito bancario, la unidad familiar debe tener en cuenta una serie de cuestiones: el horizonte temporal, los condicionantes y por último, los riesgos de la inversión.

Depósito: no es lo mejor en todos los casos

En primer lugar, para el caso del depósito bancario, el horizonte temporal viene ligado a un vencimiento anual que las familias van renovando paulatinamente. Sin embargo, estas no se dan cuenta de que están contrayendo un riesgo de reinversión, es decir, están invirtiendo a espacios temporales más cortos que sus objetivos; y si a esto se le suma una caída continuada de los tipos de interés a lo largo del tiempo, las familias no podrán alcanzar sus objetivos con este instrumento financiero.

Mientras, los fondos de inversión se han convertido en una magnifica opción para los ahorradores, tanto para el inversor con un perfil agresivo que busca una mayor rentabilidad como para aquel con un perfil conservador.

Ventajas de los fondos de inversión

  • Son instrumentos regulados por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y además, cumplen con la normativa UCITS.
  • No son necesarios mínimos de inversión.
  • El modelo de gestión de estos instrumentos de Institución Colectiva es suficientemente seguro, gracias a la diversificación legal de los mismos que por consiguiente por lo que reduce el riesgo.
  • La liquidez, ya que los fondos de inversión permiten al inversor entrar y salir del mismo en cualquier momento.
  • El partícipe tiene acceso a mercados que en muchos casos no estarían a su alcance si invirtiera de forma individual.
  • Amplio abanico de posibilidades y variedad de estrategias (renta fija, renta variable,  materias primas,  divisas, mercados monetarios…).
  • No son necesarios mínimos de inversión.
  • Las ventajas fiscales que conllevan estos instrumentos: los traspasos de un fondo a otro no tienen efectos fiscales en el IRPF y las plusvalías no tributan hasta que no se liquide la posición, es decir, hasta que se venda el fondo.

En cualquier caso, el pequeño ahorrador español acostumbrado a los depósitos que decida empezar a invertir su dinero en fondos necesita entender el producto y también cambiar de mentalidad, para lo cual lo más recomendable es leer sobre el tema e informarse con expertos en inversión.

Fuente: Feelcapital, plataforma web que analiza el perfil de sus usuarios optimizando su dinero en Fondos de Inversión.


Autor: A. Portolés


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o el ADSL más barato. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín


(1) comentario

  1. Pingback: RESUMEN FINANCIERO del 10 de mayo de 2015 - HelpMyCash

Si vas a hacer una pregunta dirígete al Foro Financiero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.