El Tribunal Supremo lo ha aclarado por fin: el cliente no debe abonar todas las costas notariales, registrales y de gestoría al contratar un préstamo hipotecario, pero sí el impuesto sobre actos jurídicos documentados (IAJD). Desde HelpMyCash.com hemos elaborado de una calculadora con la que es posible descubrir qué gastos de hipoteca tiene que devolvernos la entidad si en su momento nos obligó a abonar las partidas mencionadas.

¿Qué gastos de hipoteca pagaste de más?

Antes de firmar una hipoteca, el banco siempre pedía que el futuro titular hiciera una provisión de fondos para pagar las distintas costas de escrituración: los honorarios notariales y registrales, la tarifa de la gestoría, la tasación, el impuesto hipotecario (IAJD)… Pero ahora sabemos que la entidad no tenía derecho a cobrárnoslos todos y, por lo tanto, podemos reclamar que nos devuelva lo que abonamos de más.

Imaginemos, por ejemplo, que contratamos en 2016 un préstamo hipotecario de 150.000 euros en la provincia de Barcelona. Esto es lo que tuvimos que abonar aproximadamente en gastos de constitución:

  • Notaría: unos 863 euros
  • Registro: unos 375 euros
  • Gestoría: unos 400 euros
  • TOTAL: unos 1.638 euros

Asimismo, pagamos unos 300 euros por la tasación de la vivienda, que algunos jueces consideran que también debía abonar el banco. Hay que decir, sin embargo, que es posible que no recuperemos todo el dinero mencionado, pues el Supremo no ha determinado aún qué porcentaje de los honorarios notariales, registrales y de gestoría debe pagar cada parte.

¿Quieres calcular cuánto te debe el banco? Puedes hacerlo con el Manual para la devolución de los gastos de tu hipoteca, en el que encontrarás también la documentación que hay que presentar para interponer una reclamación.

Así es como hay que reclamar las costas de escrituración

Como ya comentábamos, el Supremo establece que el banco debe encargarse también de pagar los gastos de notaría, gestoría y registro. Si queremos que nos devuelva lo que pagamos por estas partidas (o una parte, al menos), podemos interponer una reclamación por dos vías:

  1. Ante el servicio de atención al cliente del banco: es una vía totalmente gratuita, aunque dependeremos de la voluntad de la entidad. Si esta no nos responde en un mes o rechaza nuestras exigencias, podemos elevar la queja al Banco de España, pero su resolución no será vinculante.
  2. Ante un juzgado especializado en cláusulas abusivas: hay uno por provincia. Estos tribunales están actualmente colapsados, así que es una vía más lenta. Además, implica contratar los servicios de un despacho de abogados o de una asociación de consumidores.

En ambos casos, es fundamental que conservemos las facturas de estos gastos, pues así podremos reclamar la cantidad exacta que pagamos cuando se constituyó nuestra hipoteca.


Autor: Miquel Riera


Sobre HelpMyCash:

HelpMyCash es uno de los comparadores de finanzas personales más importantes de España, en el que confían medios como La Vanguardia.com, Finanzas.com o ElMundo.es.

Te ayudamos a elegir la cuenta con menos comisiones, el préstamo o hipoteca con el interés más bajo, el depósito más rentable o el ADSL más barato. Proporcionamos trucos, consejos y herramientas de cálculo, todo completamente gratis.

Nuestra información es imparcial, sencilla y constantemente actualizada, para que lo sepas todo antes que nadie en el menor tiempo posible. En finanzas… ¡información es poder!

Ir a la portada web Ir a la portada del blog Alta boletín


(0) Comentarios

Si vas a hacer una pregunta dirígete al Foro Financiero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.